Entrevista al Presidente de la Fundación Jose Antonio Primo De Rivera

Desde PdePolítica tuvimos el placer de entrevistar a José María García de Tuñón, escritor, economista e historiador. 
Y Presidente de la Fundación José Antonio Primo de Rivera (FJA) desde 2014.
JOSÉ Mª GARCÍA DE TUÑÓN AZA


No milita en ningún partido político, el objetivo de su vida es recuperar la imagen de José Antonio Primo de Rivera.

A sus 81 años todos los días nada 4.000 metros y pasa tres horas en la biblioteca de su Oviedo natal, está en plena actividad física e  intelectual. 

Libros de José María García de Tuñón Aza:
  • JOSÉ ANTONIO Y LA REPÚBLICA
  • JOSÉ ANTONIO Y LOS POETAS
  • JOSÉ ANTONIO Y LUYS SANTA MARINA
1-¿Cual es el objetivo de la Fundación Jose Antonio?

Principalmente dar a conocer a José Antonio Primo de Rivera y su doctrina. Todavía hay muchos españoles que lo juzgan sin que jamás hayan leído una sola línea sobre él. Por esta razón, nuestra Fundación quiere propagar su vida y su doctrina.

2-¿Que tareas lleva a cabo esta Fundación?

Dentro de nuestras posibilidades y nuestro escasos medios, dar a conocer su vida y su doctrina, tal y como apuntaba en la anterior pregunta.

3-¿Como cree que vería Jose Antonio a la actual España?

Posiblemente, como también dicen que le hubiera pasado a Miguel de Unamuno,
 la España de hoy le dolería en el alma. Asimismo, seguro que igualmente le produciría un grito de dolor.

4-¿Cree que la mayor parte de la sociedad piensa erróneamente que Jose Antonio era fascista y racista? ¿Usted cree que él era fascista?

Que pudiera haber sido racista jamás lo leí. Sí, muchas veces, lo de fascista. Pero, en primer lugar habría que saber qué entienda cada uno por ser fascista. Aquí, en España se lo han llamado hasta los de la ETA  que son marxista. También se lo han llamado, a Felipe González, a Aznar, etc. Yo creo que no hay político en España, de izquierdas o derechas, que no se lo llamaran alguna vez. Cualquier cosa que se mueve, al final dicen que se mueve porque es fascista. Unos y otros, no conocen otra palabra.

Pero permítame me extienda, un poco más, en esta respuesta. Recuerdo haber leído, en la Gaceta, de la Fundación José Antonio,  un artículo, de un autor anónimo, que venía a decir que así como la mariposa es mariposa y no gusano, pese a que pasó por una fase de gusanidad, José Antonio fue un nacional-sindicalista y no un fascista, aunque tuvo una época de fascisticidad. En efecto, José Antonio empezó su andadura política deslumbrado por el fascismo italiano. José Antonio estaba profundamente preocupado por el conflicto social, pero no aceptaba la solución bolchevique. Quería un régimen que instaurara la justicia social a la vez que afirmara el fervor patriótico que uniera a todos los españoles en una unidad de destino.

Por otro lado, hay que volver a recordar las propias palabras de José Antonio en el parlamento: «Nosotros hemos venido a salir al mundo en ocasiones en que en el mundo prevalece el fascismo y esto, le aseguro al señor Prieto [Indalecio], que más nos perjudica que nos favorece, porque resulta que el fascismo tiene una serie de accidentes externos intercambiables que no queremos para nada asumir»


5-¿Que libros recomendaría para estudiar su figura?

Es mucho lo que se ha escrito, y se sigue escribiendo sobre José Antonio. A ningún político de aquella época le han escrito tantas biografías ni le han dedicado tantos libros. Decidirse por uno, es muy difícil, por eso creo que lo mejor para estudiar la figura del fundador de Falange es leer sus Obras Completas. Seguro que el lector se llevará más de una sorpresa.

6-¿Es compatible relacionar a Jose Antonio con Franco?

No es compatible bajo ningún concepto. Es que además apenas se conocieron.

7-¿El se hubiera opuesto al franquismo?

No lo sé, es imposible hacer de adivino. Pero permítame que le diga que José Antonio nunca quiso el enfrentamiento entre españoles. Hay que recordar ese Gobierno de reconciliación que escribió, publicado repetidas veces, y que  posiblemente hubiera evitado la guerra civil. Sin embargo, eso no pudo ser y ocurrió lo que ocurrió, aunque no es descartable que él hubiera intentado llegar a un acuerdo con Franco. Estoy seguro, por las razones expuestas, que José Antonio sí hubiera querido llegar a un acuerdo con el General, pero lo que nunca sabremos es si éste hubiera querido llegar a un acuerdo con José Antonio.

8-¿Jose Antonio donde quería ser enterrado?

Es una pregunta un tanto extraña, pues cuando fusilaron a José Antonio no existía el Valle de los Caídos. Lo que hoy vemos como Valle de los Caídos todo el mundo sabe que es obra de Franco. Por otro lado, sobre dónde quería haber sido enterrado no dejó nada escrito. Si me pregunta si a él le hubiera gustado estar en el Valle enterrado, la pregunta tiene difícil contestación. Lo único que puedo contestar seguro, es que su deseo al respecto sería yacer en suelo cristiano.


9-¿La mayor parte de sus poemas se perdieron? ¿Quien fué el amor de su vida?

Nunca nadie dijo cuántos poemas escribió José Antonio, por lo tanto, aparte de le edición de Rafael Inglada que recoge 13 solamente, no sabemos si puede haber alguno más que hasta la fecha no conozcamos.

En cuanto al amor de su vida, para mí al menos, está muy clara: fue Pilar Azlor de  Aragón y Guillamas, duquesa de Luna.
Versos que dedicó a Pilar, el amor imposible de su vida: Todo está lleno de tu ausencia, y tú no estás. Estoy solo. Tiembla el silencio, alrededor como un cristal.Un reloj cuenta los segundos infatigable: tac, tac, tac. Y hay como un estupor de muerte en su manera de contar.De ese sillón junto a los libros sobra, a mi lado, la mitad.Como opaca pupila muerta, mira el espejo sin mirar.
10-¿Usted cree que Franco fué cómplice de su asesinato?

No, no creo que haya sido cómplice de su asesinato. Pero me niego a creer que no haya podido hacer algo más por salvarle la vida.

11-¿Cree que la Falange actual sigue fielmente la doctrina de Jose Antonio? (Sobre todo el antiracismo que él predicó)

No sé a qué Falange se refiere, porque como Vd. sabe hay varias. No hago un seguimiento exhaustivo de ellas.

12-¿Alguna anécdota curiosa y poco conocida acerca de él?

No conozco ninguna digna de mención. Su vida política fue muy corta y no tuvo tiempo ni tan siquiera para anécdotas. Vivió en una época muy convulsa para España que era lo que a él realmente le importaba.

13-¿Fué feliz?

No lo sé. Eso forma parte de la intimidad de cada persona. La felicidad completa no existe y, me figuro, él como a cualquiera otro ser humano, tuvo que tener días llenos de felicidad y otros de tristeza. Seguro que, al menos durante su vida política,  más de estos últimos que de los primeros.
José Antonio Primo de Rivera –a la derecha– y su hermano Miguel en la prisión de Alicante, donde ingresó el 15 de marzo de 1936
José Antonio en la prisión
14-¿Se puede participar en esta Fundación sin necesariamente compartir ideología?

Sí, claro que sí. Dentro de un orden y de buenas formas, como es lógico, nosotros estaríamos encantados con participaciones que, incluso, no fueran afines a nuestras ideas. Aunque no parece del todo lógico si antes no se conoce, al menos algo, la obra y el pensamiento de José Antonio
15- Hace pocos días han asesinado al falangista Víctor Laínez. ¿Puede darnos su opinión sobre este crimen?

Sí, claro que sí. En primer lugar, creo que militó en FE-JONS, pero no sé si seguiría militando, pero es igual. Un crimen es un crimen y lo que menos importa ahora son las ideas políticas, pero está claro, por lo que hemos recogido en los distintos medios de comunicación, que fue asesinado por llevar unos tirantes con los colores de la bandera española. Algo que cualquier persona normal jamás lo entenderá. De todas las maneras, la izquierda rencorosa es lo que ha venido haciendo toda su vida. Recomiendo que lean al comunista Manuel Tagüeña Lacorte y verán que es cierto lo que digo. A Matías Montero lo mataron por vender un periódico falangista. A Laínez, por llevar unos tirantes de unos colores que al parecer no le gustaban al asesino. Que, por cierto, que yo sepa, hasta este momento la izquierda más cerril no ha condenado este crimen.
Víctor Laínez, E.P.D.