Reporteros Sin Fronteras denuncia que no hay libertad de prensa en Cataluña


El proceso independentista ha pasado una grave factura al periodismo en Cataluña, según constata el último informe anual de Reporteros Sin Fronteras (RSF). La tensión, las presiones y el acoso a los periodistas han dificultado enormemente el ejercicio de la profesión.
"Los últimos tres meses de 2017 figuran ya entre los más negros de la historia democrática en lo que a la libertad de prensa en Cataluña se refiere", reza el texto de RSF, que lamenta los linchamientos a profesionales en las redes sociales; las coacciones que han sufrido durante los últimos dos años los periodistas de medios no alineados editorialmente con el procés; los señalamientos realizados por políticos independentistas; y las agresiones a reporteros durante la cobertura del referéndum ilegal de independencia del 1 de octubre.
Durante la presentación del informe, este jueves en MadridAlfonso Armada, presidente de RSF en España, afirmó sobre este asunto: "Gente razonable y sensata, entre ellos reporteros internacionales, ha sido abducida por esta especie de relato bipolar del mundo, tan maniqueo. Me preocupa mucho que sea tan difícil llegar a un acuerdo de mínimos para contar las cosas y que todo se tiña de ideología".
Según el informe: "Los casos de insultos y acosos a periodistas de medios de línea independentista y constitucionalista se han multiplicado durante los meses de septiembre y octubre -hasta tal punto que ha sido difícil realizar un censo pormenorizado- creando una atmósfera irrespirable para la libertad de información en Cataluña".
Recibimos quejas sistemáticas de periodistas acosados desde sectores cercanos a la Generalitat y la persecución de los medios se ejercía desde el poder, cosa que no era equiparable al Gobierno español".
De la misma opinión fue el periodista Siscu Baiges, invitado al acto para comentar la situación en Cataluña"Reciben todos, los de un lado y los de otro", dijo sobre las dificultades de los periodistas para ejercer libremente, si bien aclaró: "Da la impresión de que el independentismo está más organizado, más cohesionado".
Sobre la calidad de la información añadió: "Lo único que nos queda allí es saber de qué pie cojea cada uno y hacerte tu composición de lugar".