Dos rumanos le rompen la nariz y la órbita ocular a una joven por no darles su número teléfono


Una fractura nasal y del suelo de la órbita del ojo izquierdo que ha precisado una primera intervención quirúrgica y que, con el tiempo, puede requerir nuevas cirugías si deriva en visión doble, es el precio que una joven de 18 años de La Coruña ha tenido que pagar por negarse a dar su número de teléfono a dos rumanos menores de edad que se dirigieron a ella en la madrugada del pasado 21 de abril. 

Según ha relatado la víctima al diario La Voz de Galicia, los dos chicos, que tendrían entre 15 y 16 años, estaban jugando al fútbol en la plaza de Las Conchinas. En un determinado momento se acercaron a ellas, les preguntaron la edad y les pidieron sus números de teléfono. Ellas dijeron no, y ellos comenzaron a increparlas, primero en rumano y después en castellano. Cuando la víctima les contestó, señalando que no tenían edad para estar en la calle, uno de ellos le lanzó un puñetazo que le golpeó en la nariz y el ojo y la tiró al suelo.