El Gobierno Sirio reconstruye la red ferrovial del país


Gracias a los grandes esfuerzos realizados por el Gobierno de la República Árabe Siria, las redes del ferrocarril han vuelto a funcionar en la nación.

Las redes del ferrocarril han vuelto a funcionar después de varios años de encontrarse inoperables debido a la guerra y la crisis. Es importante destacar que la rehabilitación de este sector de transporte forma parte del proceso de reconstrucción y del fortalecimiento de la economía del país.

El restablecimiento de la seguridad en gran parte del territorio sirio, es sin lugar a dudas, el factor más importante que ayudó al restablecimiento de varias de las estaciones de las redes del tren, las que ya se encuentran habilitadas y operables para el transporte de civiles entre la capital (Damasco) y las localidades ubicadas en los alrededores, y para el transporte de mercancías entre las diferentes provincias del país.

Los planes sobre la rehabilitación de este sector de transporte, se iniciaron con la reconstrucción de los daños sobre la infraestructura de las redes y estaciones principales.

Varios proyectos para la ampliación y modernización de las redes del ferrocarril fueron planteados como parte del proceso de reconstrucción de Siria, algunos de ellos incluyen redes de transporte entre suburbios mediante trenes eléctricos que conecten a Damasco con sus cuatro entradas, así como redes de conexión con los países vecinos, tales como El Líbano y Jordania, además de la reparación inicial de unos 1800 km de la red de ferrocarriles ya que su extensión total a lo largo del territorio es de 2450 km.

Los actuales planes del Gobierno, conceden prioridad a la reconstrucción de la infraestructura de las redes del ferrocarril, ya que, en primer lugar ofrece la posibilidad de transportar a los civiles con mayor seguridad y garantiza el transporte de grandes cantidades de mercancías con un costo favorable para la economía del país, además de ser un medio de transporte más seguro que otros existentes.

La rehabilitación del sector ferrocarril ayudará a ofrecer más alternativas al Gobierno sirio para revivir la red de transporte público que sufrió, al igual que otros sectores, daños incalculables a mano del terrorismo.