Un hombre se ahorca en Terrassa (Cataluña) cuando estaba a punto de ser desahuciado


Un hombre de 47 años que estaba a punto de ser desahuciado de su casa en la calle Azcárate, se suicidó el 13 de diciembre en Terrassa (Cataluña).  Deja viuda y un hijo de su pareja.

El hombre había acudido tiempo atrás al Colectivo sin vivienda de Terrassa porque  tenían su casa hipotecada y no podían hacer frente al pago. Por esa razón decidieron alquilarla y ocupar un piso de una inmobiliaria que les denunció y estaba a punto de ejecutar el desahucio.

El hombre no podía trabajar a causa de una enfermedad así que pidió ayuda a los vecinos para que pudieran guardar sus enseres y dejar el piso vacío a la espera de que el juzgado ejecutara el desahucio.

Cuando la esposa trató de entrar en el inmueble ya vacío, se dio cuenta que la cerradura no abría, es como si tuviera otra llave por dentro. Cuando se personó la Policía Municipal el cuadro era aterrador: todo el salón vacío y el hombre ahorcado desde el techo.

La noticia no saldrá en ningún gran medio. No provocará reacciones de la Generalitat o el Gobierno, tristemente, seguramente no se hayan ni enterado, o no quieren hacerlo.