China ha logrado llevar a cabo este jueves el primer alunizaje jamás realizado por un dispositivo espacial en la cara oculta de la Luna


El módulo de exploración Chang’e-4, que había despegado de la Tierra el pasado 8 de diciembre, se ha posado sin problemas a las 10:26 hora de Pekín (02:26 GMT), ha informado la agencia oficial china de noticias Xinhua.

A diferencia de la cara de la Luna más cercana a la Tierra, que está siempre girada hacia nuestro planeta, ninguna sonda ni ningún módulo de exploración se había posado jamás en la superficie del lado contrario.


La cara oculta es montañosa y accidentada, salpicada de cráteres, mientras que la faz visible dispone de numerosas superficies planas para posarse.

Esta es la segunda vez que China envía un vehículo para explorar la superficie lunar después del Yutu (Conejo de Jade) en 2013, que permaneció activo durante 31 meses.