Salvamento Marítimo rescata a un tercio de los inmigrantes en aguas de responsabilidad marroquí


En 2018, el año en que la ruta migratoria hacia costas españolas se convirtió en la más transitada del Mediterráneo, las autoridades de Marruecos incumplieron los convenios internacionales.

Un tercio de los inmigrantes rescatados por Salvamento Marítimo en 2018 fueron recogidos en aguas de búsqueda y rescate marroquíes. Esos inmigrantes fueron desembarcados posteriormente en puertos españoles, no en marroquíes como correspondería.

La geolocalización de las embarcaciones revela que de las 49.688 personas rescatadas el año pasado en la región del Estrecho, el Mar de Alborán y las Islas Canarias, 16.618 fueron recogidas en la zona de responsabilidad exclusiva de Marruecos.

Los datos del portal de Transparencia indican que otro tercio de los rescates se realizaron en el tramo considerado de responsabilidad común entre ambos países. Por lo que según la jurisprudencia internacional, esos inmigrantes también deberían de haber vuelto a Marruecos. Esto significa que de los 49.688 inmigrantes ilegales llegados en 2018 a través de Marruecos, 31.906 no deberían haber desembarcado en España.

La realidad es que las oligarquías no están interesadas en acabar con las mafias del tráfico de personas, su fuente de mano de obra barata, donde en Marruecos campa con total libertad a plena luz del día.

Un informe de las FCSE ya señaló que "cuantos más barcos salen a rescatar inmigrantes, más gente muere", concluyendo que «el sistema de salvamento español es un polo de atracción potentísimo».