Un informe de la Alta Comisionada de la ONU culpa al gobierno de Maduro por violaciones de derechos humanos a gran escala


La oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, asegura que “existen motivos razonables para creer que se han cometido graves violaciones de los derechos económicos y sociales” en Venezuela, según detalla un amplio informe publicado este jueves en el que además denuncia la supuesta existencia de "tortura" y "tratos inhumanos" contra opositores.

El informe cataloga 5.287 “casos de ejecuciones extrajudiciales” en medio de operativos policiales. Gran parte de los datos utilizados en el informe han sido extraídos de ONGs como "Foro Penal" y Espacio Público".

En cuanto a la "vulneración de Derechos Políticos y Civiles", advierte sobre la aplicación por parte del Gobierno de “leyes y políticas que han acelerado la erosión del estado de derecho y el desmantelamiento de las instituciones democráticas”.

Según el gobierno de Maduro, el informe omite en su totalidad los "logros" y "avances" alcanzados en materia de derechos humanos y presenta una visión “distorsionada, selectiva y abiertamente parcializada” sobre la situación.

Sectores gubernamentales también criticaron que Bachelet no hiciera mención al informe del 'Centro de Investigación en Economía y Política' que determinó en mayo de este año que las sanciones estadounidenses causaron la muerte de 40.000 personas en Venezuela, desde 2017.

Gran parte de las críticas surgen porque el 82% de las entrevistas utilizadas por Bachelet para fundamentar su informe se corresponden con personas ubicadas fuera del territorio de Venezuela.